Dos rubias hambrientas se lo montan en el restaurante.

Dos rubias tetones cenan en un restaurante todo normal hasta que una de las zorras se agacha por debajo de la mesa y empieza a comerle el coño a la otra, están tan cachondas que se van al baño a montarselo juntas. Se rozan los chochos y se besan, tiene un calentón tremendo. Se comen las tetas y el coño, una de ellas tiene un piercing en el chocho. No te pierdas el polvo de estas dos en el baño.
leon59 / 05:30 /
/
Categorías: Tetas grandes, Rubias.